Bailarinas

Geraldine Rojas

Pasó más de la mitad de su vida trasnochando en las pistas. Es la niña mimada del mítico Sunderland club y la elegida de Duvall.

Consumada milonguera, ex—prófuga de la justicia y ahora actriz de cine, nunca terminó el colegio. De pie en el umbral de su casa en Villa Crespo, sin el espeso maquillaje de las noches del Sunderland las pecas en la cara resaltan el aire infantil de Geraldine Rojas.

Geraldine Rojas - Ezaquiel Paludi

La Turca María del Carmen creía que a los cinco años su hija era demasiado chica para salir de noche, pero no a los ocho, y entonces Geraldine comenzó a frecuentar milongas hasta la madrugada. Iba con la Turca y era la única niña. Bailaba con viejos milongueros como Pepito Avellaneda, Gerardo Portalea o Cacho Mantegaza, hasta que el sueño la vencía. Tuvo una infancia singular: "Cuando iba temprano al Club Sin Rumbo los milongueros me hacían caminar la pista hasta que me hartaba, para practicar. Ahí iba yo, caminando, caminando, y desde cada mesa me decían algo. Lampazo: ''Piba, juntá las rodillas y los tobillos cuando caminás''. Margarita: ''No arrugués, piba, no arrugués!''. Milonguita: ''¿Qué buscás en el piso? ¿Petróleo? Levantá la cabeza''".??Con esa escuela, y sin ninguna formación técnica ni metódica, Geraldine se convirtió en una muy respetada bailarina en la pista y en el escenario, una de las pocas bailarinas profesionales que sin provenir de la danza académica logran ser reconocidas en primera línea. Viajó a Europa y Japón dando clases y shows con su compañero Javier Rodríguez, y es una de las figuras de la película de Robert Duvall Assassination tango.

Nota de Clarín digital - jueves 27/02/2003.

Geraldine Rojas Ezequiel Paludi
Leer mas.....
http://edant.clarin.com/suplementos/especiales/2003/02/27/l-522931.htm

 






Anuncios

Publicite
Aparezca aqui. Consultanos a info@tangoencordoba.com.ar

Contador

Copyright © 2017 Tango En Córdoba. Todos los derechos reservados.
Joomla! es software libre, liberado bajo la GNU General Public License.